Hasta el último hombre

10 diciembre 2016 - Por

Hacía tiempo que no disfrutaba tanto de una buena película en el cine. No he podido resistirme a pasar por las salas de cine para ver lo nuevo de Mel Gibson, que parece que está otorgando a la industria del cine últimamente sus mejores perlas en facetas de dirección, más que como actor. ‘Hasta el último hombre’ nos cuenta una historia que nunca antes se había llevado a la pantalla. Una historia de un hombre que luchó en la Segunda Guerra Mundial, el escenario de la mayor crueldad jamás conocida por el hombre, sin disparar una sola bala, sin ni siquiera tocar un rifle.

Nuestro protagonista, Desmond Doss, es un hombre profundamente religioso. Y aunque pueda parecer que la religión tiene un papel fundamental en la película, que lo tiene, lo realmente esencial para entender las acciones del personaje es la relación que tiene con su padre, Thomas Doss, un veterano estadounidense de la Gran Guerra, la primera guerra mundial. Thomas, en una intachable representación de Hugo Weaving, destrozado por la guerra, vuelve a casa como un hombre destrozado por dentro, angustiado por el infierno vivido en Francia, llevándolo a su casa, intentando morir para encontrar la paz. Su familia es lo único que les queda, y le parte el alma cuando sus dos hijos se alistan para ir a la guerra.

Es una película dura, pero a la vez tiene muchos elementos que la hacen agradable y simpática, atributos que encajan perfectamente con los del actor protagonista, Andrew Gardfield, que parece ese chico inocente que nos encandiló a todos con la Red Social, pero que a la vez, su madurez ha hecho que pueda reflejar perfectamente el tesón, la devoción y el sacrificio requeridos para representar a Desmond Doss. No quiere que nadie vuelva a vivir el infierno que él ha vivido en su casa, por eso va a la guerra, para marcar una diferencia. En sí, esta película está estructurada en tres capítulos claramente diferenciados, y el acierto es coger lo mejor de cada género y darle el toque necesario.

Como biopic, y al ser imposible contar la historia entera de Doss, Gibson se ha centrado en tres capítulos fundamentales: la niñez y su primer amor, el alistamiento y por último, una gran escena en Okinawa, en el Hacksaw Ridge, el punto clave en el que nuestro protagonista se convierte en héroe. El objetivo militar de Hacksaw Ridge es vital tomarlo, es la primera ficha de muchas de las que deberán caer antes de la rendición de Japón.

Como ya he dicho cada una de las escenas da lo mejor de sí mismo, combinando perfectamente el romance, la acción, el humor, la reflexión, la camaradería de los soldados y algún que otro susto que harán que botes del asiente. Me he reído mucho durante el entrenamiento de la unidad, donde Vince Vaughn lo borda como el sargento de hierro.

Como he mencionado antes, la religión juega un papel fundamental, pero Gibson crea un clima que huyo de prejuicios, mostrando a los personajes tal y como son. No pretende emitir ningún juicio. Es simple y llanamente la realidad. Vale que una vez fuera del cine todos tendremos nuestras opiniones, pero la verdad es que la película es bastante objetiva, ponderando lo bueno y lo malo de cada forma de pensar, haciendo que ambas visiones de la guerra puedan convivir.

En la producción se ha llevado de sobresaliente, convertiendo el filme en una de las películas de referencia de la Segunda Guerra Mundial, compitiendo por el puesto con ‘Salvar al soldado Ryan’. Parecía imposible que alguna película llegara a su nivel, pero tengo que reconocer que en algunas fases, la película incluso supera la obra de Spilberg. La escena de Hacksaw Ridge es increíble, recreando la dureza de la WWII. Además, hay que destacar a un sobresaliente Rupert Gregson-Williams, cogiendo el testigo de su hermano Harry, que últimamente anda un poco desaparecido. La banda sonora se pone al nivel de la película y la completa de manera sobresaliente.

Ya para finalizar, el reparto de ‘Hasta el último hombre’ es sencillamente majestuoso. Ya comentados Andrew Gardfield (no me imagino otro actor que borde el papel tanto como él), Hugo Weaving, al que echamos de menos si sus papeles son como éste, son los personajes que más carga emotiva tendrán. Acompañados por Vince Vaughn, Sam Worthington, Rachel Griffiths y una larga lista de ilustres, podremos disfrutar de una de las historias que más curiosidad y más impacto me han causado este año en el cine. ‘Hasta el último hombre’, emocionante y brutal.

Dirección
Guion
Reparto
Banda Sonora
Producción
Puntuación
Puntúa el post
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

Join the conversation! 3 Comments

  1. Me ha encantado la crítica me das ganas de verla a pesar de algo que me daba pereza… No se el que.

    En cuanto a la banda sonora la he escuchado varias veces, en una copia del Reino de los cielos no puedo alabar eso

  2. Que banda sonora has escuchado ?? No tiene nada que ver con el Reino de los Cielos. Desde que lo comentaste la he estado escuchando atentamente y ni una nota, oye

  3. Me vas a hacer ponerte una al lado de la otra, jaja no me lo creo

Deja un comentario

About Javier GF

Editor en la Septimacaja. Ingeniero de profesión, deportista como afición. El espacio es una de mis mayores pasiones, entender como funciona el mundo es indispensable para poder cambiarlo. Devorador de series y agitador de aquellos que nos quieran colar pelis de SerieB como grandes estrenos.

Category

Cine

Related posts